4 formas para arreglar el calzado de verano y lucirlo como nuevo

4 formas para arreglar el calzado de verano y lucirlo como nuevo

¡Nos encanta el verano! No hay nada mejor que un clima cálido y soleado, especialmente mientras descubrimos nuevas ciudades o estamos en el estranjero saboreando un fabuloso cocktail. Pero a veces esa sensación de despreocupación se vuelve bastante angustiante cuando nuestros zapatos o sandalias favoritas (posiblemente caras) se rompen. Pero no te preocupes, puedes solucionarlo de inmediato! Te ofrecemos una lista de pequeñas reparaciones que te ayudaran a evitar algunos problema con tu calzado.


1. Repara tus zapatos

Casi todos tenemos un par de sandalias, chanclas o zapatillas que usamos constantemente durante el verano. Naturalmente las suelas se gastan, lo que puede causar incomodidad y estropean el calzado haciendo que no podamos llevarlos más tiempo. En el peor de los casos, el desgaste podría causar algún agujero en las suela de los zapatos.

Dependiendo del tipo de material, nuestros profesionales en tienda pueden cambiar las suelas y tapas desgastadas, reparar y proteger las zonas afectadas. Incluso colocar nuevas plantillas puede ser una buena solución en el caso que tus plantillas se despegaran o estuvieran deformadas. Para obtener los mejores resultados, no dejes pasar demasiado tiempo para hacer estas reparaciones. 

2. Cambia las hebillas

Cambia las hebillas

Las hebillas parecen ser eternas, pero a veces se sueltan, se caen o sin más, se rompen. En este caso, una solución sería reemplazarlas por otras nuevas del mismo tamaño. Incluso, se podrían reemplazar por otras de un color distinto para darle un nuevo aspecto a tus sandalias.

3. Fija las correas de tus sandalias

Fija las correas de tus sandalias

Al igual que las hebillas de tus sandalias y chanclas, la mayoría de correas (incluso las de velcro) tampoco son de larga duración. Pueden deshilacharse, decolorarse, romperse o rasgarse. Admitámoslo, si no están rotas todavía, podrían estar a punto de romperse. Puedes llevar tus sandalias a tu tienda MISTER MINIT más cercana para que podamos solucionarlo.

4. Reajusta las correas de tus chanclas

Uno de los problemas más comunes del calzado de verano es cuando nuestras chanclas se rompen o sus correas se desengachan o quedan sueltas.  Pero antes de comprar otro par de chanclas, tienes que saber que nosotros podemos solucinarlo.  Cosiéndolas de nuevo las reparamos para que duren mucho tiempo.

En el siguiente video, te mostramos un ejemplo de cómo los especialistas de MISTER MINIT hacen esto. 

¿No has visto una solución para tus zapatos de verano?

Nuestros especilistas estan siempre encantados para ayudarte y buscar diferentes posibilidades. Incluso se podrían  enviar tus zapatos a nuestro centro de reparación en nuestra Central, ya que algunos tipos de sandalias, zapatillas o chanclas deben recibir un tratamiento específico.